“El Latigazo”. Signos de alarma.



La mayoría de nosotros hemos sufrido un accidente automovilístico en nuestra vida adulta. El índice de lesiones de cuello por el tan conocido “latigazo” aumenta cada año y va de la mano con el incremento en el tráfico vehicular. Incluso se ha vuelto normal ver a alguien conocido con collarín y preguntarle -¿Chocaste?-. ¿Te has preguntado qué repercusiones puede tener “ese lleguecito”?


Antes que nada ¿Qué es el latigazo?

A grandes rasgos, es el movimiento de aceleración y desaceleración transferido al cuello y que genera alguna lesión. Los Accidentes automovilísticos son la causa más frecuente en la actualidad pero no la única. Casi uno de cada tres accidentes automotores tienen un mecanismo de latigazo.


¿Qué tan grave puede ser una lesión de este tipo y qué consecuencias puede tener a largo plazo?

El factor más importante de severidad es la velocidad del impacto. Aun si es más frecuente por impactos por detrás del vehículo, un choque frontal con la suficiente velocidad puede provocar este tipo de lesión. La mayoría de las veces te revisan de manera rápida y cuando “duele mucho” te solicitan radiografías cervicales. Aunque no se “vea”, hay lesiones ligamentarias y óseas solamente demostrables en estudios de resonancia magnética y tomografía. Hasta 10% de los pacientes con radiografías “normales” desarrollan cambios degenerativos a largo plazo.

En la mitad de los casos los síntomas pueden persistir hasta 12 meses después del accidente, por si fuera poco, 1 de cada 10 tendrá dolor PERMANENTE y alrededor del 3% estará incapacitado EL RESTO DE SU VIDA para trabajar nuevamente. En ocasiones, es necesario realizar intervenciones quirúrgicas de manera urgente.


¿Es importante el número de veces que me ocurra?

Cada evento hace más susceptible tu columna. Los cambios estructurales son acumulativos, es decir de alguna manera se suman. Aquellos individuos que han experimentado una lesión, son hasta 4 veces más susceptibles a síntomas permanentes al presentar otro evento de latigazo.


¿Cuáles son los síntomas más frecuentes?

1.- Dolor de cuello que se puede irradiar hacia la cabeza y los hombros. Éste puede aparecer de manera inmediata o hasta 24 horas después.

2.- Rigidez de cuello. Los músculos se contracturan y dificultan el movimiento.

3.-Dolor de cabeza.

4.- Mareo, vértigo, síntomas auditivos y alteraciones visuales.

5.- Problemas de concentración.


¿Cuándo debo preocuparme después de haber sufrido un latigazo?

1.- Si presentas adormecimiento, cosquilleo o calambres en los brazos u hombros.

2.- Cuando persista el dolor o aumente a pesar de seguir las recomendaciones médicas.

3.- Al presentar disminución de las destrezas con tus manos, es decir, que las sientas torpes.

4.- Si sientes que tienes problemas para balancearte.

5.- Si tienes debilidad en alguno de tus brazos o los dos.


Reflexión final.

Las repercusiones en tu calidad de vida por lesiones de cuello pueden tener un impacto negativo de manera permanente. El conocimiento de datos de alarma pueden hacer la diferencia para recibir atención médica oportuna. Por último pero no por ello menos importante, recuerda que son lesiones prevenibles.


Gracias por leerme, no olvides que hay otras publicaciones interesantes en este blog.


Dr. Rodrigo Ávila Cervantes, Neurocirujano.



#latigazo #dolordecuello #dolordecabeza #neurocirujanodf #neurocirugiadf


1.-Hamer, A. J., Gargan, M. F., Bannister, G. C., & Nelson, R. J. (1993). Whiplash injury and surgically treated cervical disc disease. Injury, 24(8), 549-550.

2.-Algers, G., Pettersson, K., Hildingsson, C., & Toolanen, G. (1993). Surgery for chronic symptoms after whiplash injury: Follow-up of 20 cases. Acta Orthopaedica Scandinavica, 64(6), 654-656.

3.-Tomlinson, P. J., Gargan, M. F., & Bannister, G. C. (2005). The fluctuation in recovery following whiplash injury: 7.5-year prospective review. Injury, 36(6), 758-761.

4.-Nee, P. A. (2008). Influence of a previous neck sprain on recovery after whiplash injury. Injury, 39(12), 1442-1443.

5.-Casey, P. P., Feyer, A. M., & Cameron, I. D. (2011). Identifying predictors of early non-recovery in a compensation setting: The Whiplash Outcome Study. Injury, 42(1), 25-32.

6.-Bostick, G. P., Carroll, L. J., Brown, C. A., Harley, D., & Gross, D. P. (2013). Predictive capacity of pain beliefs and catastrophizing in Whiplash Associated Disorder. Injury, 44(11), 1465-1471.

7.-Matsumoto, M., Ichihara, D., Okada, E., Toyama, Y., Fujiwara, H., Momoshima, S., ... & Takahata, T. (2013). Modic changes of the cervical spine in patients with whiplash injury: A prospective 11-year follow-up study. Injury, 44(6), 819-824.

8.-Owers, D. S., Perriman, D. M., Smith, P. N., Neeman, T., & Webb, A. L. (2017). Evidence for cervical muscle morphometric changes on magnetic resonance images after whiplash: a systematic review and meta-analysis. Injury.

9.-Ferrari, R. (2001). Prognosis following a second whiplash injury (Inj 2000; 31: 249–51). Injury, 32(3), 258-259.

10.-Holm, L. W., Carroll, L. J., Cassidy, J. D., Hogg-Johnson, S., Côté, P., Guzman, J., ... & Carragee, E. (2009). The burden and determinants of neck pain in whiplash-associated disorders after traffic collisions: results of the Bone and Joint Decade 2000–2010 Task Force on Neck Pain and Its Associated Disorders. Journal of Manipulative & Physiological Therapeutics, 32(2), S61-S69.

11.-Hurwitz, E. L., Carragee, E. J., van der Velde, G., Carroll, L. J., Nordin, M., Guzman, J., ... & Cassidy, J. D. (2009). Treatment of neck pain: noninvasive interventions. Journal of Manipulative & Physiological Therapeutics, 32(2), S141-S175.

12.-Hurwitz, E. L., Carragee, E. J., van der Velde, G., Carroll, L. J., Nordin, M., Guzman, J., ... & Cassidy, J. D. (2009). Treatment of neck pain: noninvasive interventions. Journal of Manipulative & Physiological Therapeutics, 32(2), S141-S175.

13.-Côté, P., Wong, J. J., Sutton, D., Shearer, H. M., Mior, S., Randhawa, K., ... & Lindsay, G. M. (2016). Management of neck pain and associated disorders: a clinical practice guideline from the Ontario Protocol for Traffic Injury Management (OPTIMa) Collaboration. European Spine Journal, 25(7), 2000-2022.

14.-Baert, A. L. (2007). Spinal imaging: diagnostic imaging of the spine and spinal cord. Springer Science & Business Media.

1,175 views

Last update June 2018 by Dr. Rodrigo Avila Cervantes